Compra de bases de datos de emails: ¿Sí o No?

Google+ Pinterest LinkedIn Tumblr +

Muchas marcas cuando empiezan a arrancar sus negocios, se encuentran con que no cuentan con una base de datos de email sólida, lo que les supone una barrera para iniciar sus campañas de email marketing y lanzar sus ofertas y promociones.

“Ante esta situación de ansia y frustración por querer avanzar a un ritmo más rápido, muchos caen en la tentación de comprar bases de datos a terceros para empezar a enviar sus campañas y obtener los primeros resultados cuanto antes.”

Aunque muchos vean esto como un atajo (ya que construir una base de datos requiere de mucha dedicación), tengo que decir que comprar bases de datos no es recomendable ni ético, ya que está en juego la información personal que los usuarios ofrecieron en confianza en su día a la empresa (y ojito con el nuevo RGPD).

Por ello, mi recomendación es siempre que trates de sacar el máximo partido posible a tu base de datos. Contamos con muchísimas herramientas de mailing para ello, con las que gestionar campañas potentes de persuasión a la compra y atracción de tráfico web.

Así que, en este post, te invito sobre la idoneidad de comprar bases de datos, y cómo sí es posible aumentar el alcance sin la necesidad de ello.

¿Por qué comprar bases de datos NO es buena idea?

Si decides comprar una base de datos, ¿quién te garantiza que la información recabada en esa lista sea fiable? Por otro lado, es probable que negocies con una empresa que ha fallado a sus usuarios, al tratar la información personal y confidencial de estos sin ningún trato especial, y vendiendo los datos que estos les han facilitado.

Antes de comprar una base de datos, es muy importante que tengas claro con qué tipo de empresa haces negocios y que analices la procedencia de esos datos.

Además de ser un problema moral y legal, ya que según la ley de protección de datos está prohibido enviar mensajes con fines comerciales a quienes no lo consientan previamente, surgen otros problemas técnicos que influirán negativamente en tu negocio:

1) Imagen de marca muy negativa

Imagina que alguien desconocido te llama por teléfono casi todas las semanas. No sabes su nombre, ni quién es.

Puede que al principio, cojas el teléfono y tengas curiosidad por saber el motivo de la llamada. Pero estoy segura que a la siguiente semana, no cogerás el teléfono. Esto es lo mismo que pasa cuando alguien te envía un email sin conocerte de nada.

De hecho, estos usuarios que reciban estos emails van a desconfiar de ti y, lo que es peor, van a crearse una imagen negativa de tu marca.

El efecto que tendrá esto en el usuario será alejarse aún más de ti y no recomendarle a nadie tus productos o servicios. O lo que es peor, hablar a otros mal de ti, llegando a provocar incluso una crisis de reputación. ¡Cuidado!

2) Usuarios con poco interés

Si a los usuarios que les llega tus emails no les interesan lo que vendes, estos jamás abrirán tus emails y los eliminarán sin pensárselo dos veces al momento de recibirlos.

Sin embargo, si creas tú mismo tu propia base de datos, podrás segmentar a tu audiencia por intereses, gustos, edad, localización, etc. y hacer tus envíos personalizados; lo que significa que tendrás más probabilidades de que hagan clic en tu email para abrirlo.

3) Alta tasa de bajas

El hecho de que te gastes una suma de dinero importante en una base de datos, no quiere decir que esos datos encajen perfectamente con el perfil de tu cliente ideal y que esos usuarios estén interesados en lo que ofreces; lo que trae consigo un aumento de bajas en la suscripción.

Por otro lado, debes saber que el gestor de correo interpretará este aumento de bajas repentino como algo negativo, y afectará a la larga a la reputación de envío de tu dominio, llegando a clasificarte como spam.

4) Baja tasa de aperturas

Esto está muy relacionado con los usuarios que tienen poco interés en los correos que reciben. Sienten desconfianza ante los emails que reciben porque no conocen al destinatario y se sienten invadidos con mensajes masivos.

5) Mala reputación de envío

Como he dicho antes, cuando un gran porcentaje de suscriptores se dan de baja, esto alerta al gestor de correos, influyendo de forma negativa en la reputación de envío, asociándolo al dominio desde el que envías los emails.

Como consecuencia, esto afectará al posicionamiento SEO de tu dominio y a la calidad de tu página; unido esto a que esta mala reputación de envío pueda considerarse spam.

Cómo captar leads de calidad para tu base de datos

Recuerda que los datos de tu base de datos son de utilidad únicamente si estos usuarios han dado previamente el consentimiento de recibir este tipo de mensajes. Es decir, si han mostrado un cierto interés por tus productos o servicios. De lo contrario, si decides ir por la vía rápida y comprar una base de datos, esto puede acarrear consecuencias negativas para tu negocio, como ya he explicado.

Por eso, céntrate en crear una base de datos legal para conseguir resultados a medio y largo plazo, mediante leads de calidad.

No olvides que una base de datos sólida reúne información personal de los clientes y esta se considera de un valor incalculable porque sirve para:

  • Construir a una buyer persona.
  • Segmentar a la audiencia para personalizar mensajes en tus campañas.
  • Lanzar campañas de remarketing orientados a la venta.

Te dejo dos súper tips para captar leads de calidad para tu base de datos y llegar a ellos con el mensaje adecuado:

➽ Selecciona los canales de captación

¿Has pensado a través de qué canal vas a pedirle al usuario sus datos de contacto a cambio de un contenido de valor? Igual de importante es identificar el canal como tener claro qué contenido de valor vas a ofrecer a tus usuarios a cambio de que te faciliten sus datos de contacto.

Algunas ideas que funcionan:

  • Ofrece contenido descargable, como ebooks y plantillas.
  • Añade un formulario de contacto con preguntas clave para la segmentación.
  • Comparte llamadas a la acción en redes sociales para animar a la suscripción.

➽ Segmenta a tu audiencia

La segmentación es uno de los factores clave para conocer mejor a tu audiencia. De esta forma, dependiendo de las características de algunos usuarios, podrás crear y enviar mensajes personalizados y únicos para cada buyer persona, y potenciar así las ventas de tu negocio a través del email.

Aunque tengas que empezar desde cero, escuchar a tus usuarios, y crear una base de datos segmentada, todo ello te proporcionará una base de datos de calidad y, sobre todo, legal.

CONCLUSIÓN:

En mi humilde opinión, no es necesario (ni legal en muchos casos) recurrir a la compra de bases de datos de emails para que tus campañas de email marketing sean efectivas y exitosas.

Por otro lado, tampoco debes obsesionarte por conseguir suscriptores rápidamente para engordar tu base de datos y bombardearles con tus ofertas y promociones.

Lo que importa es que te enfoques en captar suscriptores que de verdad tengan interés en lo que vendes y en crear una comunidad online fiel a tu marca. Solo así conseguirás conversiones y podrás saber qué percepción tienen sobre tu marca en cada momento para optimizar tus campañas.

¿Y tú?, ¿cómo has creado tu base de datos de emails?, ¿qué otros tips extra añadirías para conseguir leads de calidad?

Share.

About Author

Teresa es licenciada en Administración de Empresas. Especializada en Negocios Internacionales, Social Media y Docencia, tiene experiencia en Comercio Exterior y Marketing Online. Actualmente es la Content Manager de MadridNYC.

Leave A Reply