Qué es y cómo generar ideas con la técnica Brainstorming [+Ejemplos]

Google+ Pinterest LinkedIn Tumblr +

La técnica brainstorming es comúnmente aplicada en el ámbito empresarial y universitario para generar ideas, a través del intercambio de información dentro de un departamento o equipo.

Sin embargo, muchas de las prácticas que se llevan a cabo puedan ayudar a profesionales independientes y negocios de cualquier tamaño a salir de una época de estancamiento creativo.

Si tienes un blog, te dedicas al diseño gráfico, tienes un pequeño negocio de moda o tu profesión implica desarrollar un proceso creativo o artístico, este post te interesa.

Tendrás épocas donde todo lo que se te pase por la cabeza acabe convirtiéndose en una brillante idea de negocio. Pero, desgraciadamente, también te verás bloqueado en más de una ocasión, por lo que asistir a una sesión grupal de estas características puede sacarte de más de un apuro.

Significado de Brainstorming y utilidades

Las técnicas grupales como el brainstorming (o lluvia de ideas) son prácticas estupendas que pueden llevarse a cabo a diferentes niveles, desde un completo departamento de marketing hasta un pequeño grupo de “colegas”.

Veamos en concreto qué es y cuál es el significado de brainstorming, así como también descubriremos cuándo es el mejor momento para ponerlo en práctica.

¿Qué es el Brainstorming?

Este concepto fue creado por Alex Faickney Osborn en 1939 y su base no se centra tanto en tener una lluvia de ideas, como en identificar un problema y aportar soluciones, usando la mente creativa.

El Brainstorming o lluvia de ideas, es una técnica que se utiliza para generar ideas mediante la participación y el pensamiento creativo, que surgen de un grupo de personas.

Por tanto, el brainstorming es una técnica que busca solventar un problema con la ayuda de cooperación y colaboración creativa.

¿Cuándo llevar a cabo esta técnica?

Las técnicas grupales como el brainstorming (o lluvia de ideas) son prácticas estupendas que pueden llevarse a cabo a diferentes niveles, desde un completo departamento de marketing hasta un pequeño grupo de ‘colegas’.

Aunque no hace falta un motivo para poner en práctica la lluvia de ideas, este tipo de técnicas son muy recurrentes cuando en un negocio o dentro un equipo de trabajo surge la necesidad de:

  • Analizar la causa de un problema.
  • Plantear soluciones alternativas o innovadoras.
  • Fomentar la creatividad grupal e individual.
  • Resolver un problema latente.
  • Combatir la monotonía.
  • Generar un ambiente de trabajo libre de tensiones.
  • Liberar la creatividad de los equipos.

Actividades de Brainstorming a realizar en una sesión

El brainstorming es una técnica que se pone en práctica entre un grupo de personas o equipo de trabajo para llevar a cabo una organización, un establecimiento de roles y un seguimiento del proceso, con el objetivo de obtener un buen resultado.

Importante: La figura del facilitador es fundamental en una sesión grupal de brainstorming, puesto que la discusión o intercambio de opiniones en equipo suele generar inseguridades entre los miembros más reservados, así como ciertas tensiones o conflictos si el proceso no se lleva a cabo con moderación.

Estas son las principales actividades de brainstorming que resultan más efectivas en estas sesiones grupales:

➽ Generación de opiniones heterogéneas

El equipo debe ser heterogéneo de manera que se aporten diferentes opiniones. Una buena idea es incluir en estas prácticas a personas externas que puedan dar puntos de vista totalmente diferentes.

➽ Presentación de los participantes

Si los participantes no se conocen previamente, es fundamental presentarlos para romper el hielo. Al inicio también es un buen momento para exponer las expectativas para generar debate y fomentar el primer aporte de ideas.

➽ Creación de un ambiente relajado

Fomentar el buen humor de manera que la diversión permita a los participantes relajarse y dar rienda suelta a la creatividad. Además, ayudaría mucho que estas prácticas se lleven a cabo en un entorno diferente al habitual, e incluso especial.

➽ Pasear o toma el aire

Es muy recomendable que estas prácticas se lleven a cabo en un entorno diferente al habitual, e incluso especial. Para evitar tensiones o bloqueos, es bueno dar vía libre al equipo para salir a pasear o tomar el aire.

➽ Debates a partir de preguntas específicas

Por ejemplo, realizando buenas preguntas se da pie a un mayor número de preguntas y reflexiones por parte del equipo. No obstante, si esta práctica se lleva a cabo dentro de una empresa, no se deben pasar por alto las normas ni el proceso habitual de toma de decisiones.

➽ Recopilación de las mejores ideas sin discriminar

A la hora de recopilar las mejores ideas, si se trata de una sesión de varios grupos participantes, lo idóneo es que cada grupo seleccione sus propias 3-5 mejores ideas, de manera que no se discrimine a ninguno.

➽ Hacer sentir cómodos a todos evitando las críticas

Estas sesiones cuando se ponen en práctica entre un número grande de participantes puede generar inseguridades entre los más reservados.

Así que evitar las críticas o realizarlas en pequeños grupos subdivididos puede ayudar a algunos participantes a sentirte más cómodos y a mantener activa la generación de ideas.

Otras técnicas grupales para fomentar la creatividad

Además de que los participantes realicen todas estas actividades en una sesión de brainstorming, hay otras técnicas a tener en cuenta para aplicar en estas reuniones grupales:

  • Sobran las palabras: Esta es una técnica bastante sencilla que produce gran cantidad de ideas originales mediante la descripción de las ventajas de un concepto o producto sin llegar a nombrarlo, de manera similar al juego de mesa “Tabú”.
  • Pensamiento lateral: Esta técnica es también aplicable en la vida cotidiana (de manera individual o en grupo) como motor de cambio, ya que tiene el objetivo de resolver un problema a través del uso de la imaginación. Se obvian las soluciones convencionales provocando al pensamiento hacia otras alternativas poco habituales.
  • Seis sombreros para pensar: Basada en el libro de Edward Bono, esta técnica se puede combinar con el pensamiento lateral y se aplica de manera grupal a partir de la adopción imaginaria de “roles” o “sombreros de colores” que permite percibir un problema desde diferentes perspectivas.
  • Mapas mentales: Esta técnica desarrollada por Tony Buzan fomenta la generación de nuevas ideas a partir de la representación de ideas o palabras mediante símbolos o diagramas, facilitando la extracción de información y reflexión.
  • Sinéctica: Esta es una técnica grupal que suele aplicarse de manera alternativa al Brainstorming y se asemeja al pensamiento lateral, ya que también busca dar solución a un problema dado. Os dejo un enlace para organizar una sesión de sinéctica.

Brainstorming: Ejemplos

Voy a mencionaros a continuación dos técnicas de brainstorming, con ejemplos específicos, para que entiendas como se aplican y su eficacia.

➽ Técnica de 5 Whys

Se trata de preguntar cinco veces seguidas el por qué de algo para finalmente entender el problema. Pongamos el ejemplo de un logo. El problema es que el logo no transmite su esencia de la marca.

Las preguntas pueden ser:

  • ¿Por qué no transmite la esencia de la marca? – Porque no transmite los valores de la marca.
  • ¿Por qué no se transmite los valores de la marca? – Porque no conecta con la audiencia.
  • ¿Por qué no conecta con la audiencia? – Porque su diseño está obsoleto.
  • ¿Por qué está obsoleto su diseño? – Porque no se cambia desde hace 10 años.
  • ¿Por qué no se cambia desde hace 10 años? – Porque no era consciente de la importancia del rebranding.

Después de todas estas preguntas, llegamos a la conclusión que fallo está en en que no se le ha dado importancia al rediseño del logo.  Y ahí está el quid de la cuestión.

➽ Ranking forzado

Esta técnica es fantástica cuando hay que elegir entre varias ideas complejas. Por ejemplo, si el objetivo de este brainstorming es generar ideas para una campaña creativa de una bebida nueva que va a lanzar Coca-Cola, con esta técnica, el mecanismo es el siguiente:

  • Primero, hay que reducir el número de ideas a 10 (si es a 5 mejor).
  • Escribirlas en una tabla, en filas.
  • En las columnas poner los criterios que ayudarán a elegir la mejor idea, según el objetivo.
  • Cada participante  pone una valoración en cada criterio (si hay 10 ideas, la mínima puntuación será un 10).
  • Al final se suman las puntuaciones y se elige la que tenga la mayor valoración.

CONCLUSIONES:

El brainstorming es ideal para equipos y departamentos específicos de empresas, que buscan realmente diferenciarse de su competencia, mediante la creatividad y la innovación.

Por tanto, si buscas impactar a tus clientes, realizar estas sesiones grupales te permitirá resolver sus problemas específicos con ideas creativas; muchas de ellas inesperadas y brillantes.

Espero que si tenías dudas sobre las actividades de brainstorming que se realizan en las sesiones, ahora ya las hayas resuelto y te animes a participar en ellas ;-).

¿Has asistido o realizado alguna vez una sesión de brainstorming? ¿Qué otras técnicas recomendarías?

Compartir.

About Author

Teresa es licenciada en Administración de Empresas. Especializada en Negocios Internacionales, Social Media y Docencia, tiene experiencia en Comercio Exterior y Marketing Online. Actualmente es la Content Manager de MadridNYC.

4 comentarios

  1. consultoria customer experience on

    Las técnicas grupales y la elaboración de mapas son dos imprescindibles para aumentar el ingenio y la creatividad de forma que las ideas surgen de una forma rápida y organizada. Me ha parecido muy interesante.

    • Equipo Editorial on

      ¡Totalmente de acuerdo! Los mapas mentales ofrecen información de manera muy visual, lo que ayuda a memorizarla fácilmente. Muchas gracias por comentar 🙂

DEJA UNA RESPUESTA